Uruguay busca respuestas, tras brote de COVID en selección

Compartir en:

AP,  Uruguay, Montevideo, Montevideo, 

En la cancha, Uruguay obtuvo un resultado mixto durante la reciente doble fecha de las eliminatorias mundialistas: Una resonante victoria ante Colombia en Barranquilla, seguida por la derrota en Montevideo frente a Brasil.

Pero en el aspecto médico, la Celeste padeció con el COVID-19, que le ha generado reclamos en el ámbito político y deportivo. Miembros de la selección han debido defenderse de las críticas, mientras los dirigentes buscan una explicación.

Diecisiete jugadores, entre ellos su goleador histórico Luis Suárez, e integrantes del cuerpo técnico han dado positivo al nuevo coronavirus después de los partidos por las eliminatorias sudamericanas a Qatar 2022.

La sospecha más firme que baraja la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) es que Matías Viña, de 23 años y lateral izquierdo del Palmeiras brasileño, habría llevado el virus a la “burbuja” donde convivieron jugadores y cuerpo técnico durante la última doble fecha, en la que Uruguay goleó 3-0 a Colombia pero después sucumbió 2-0 ante Brasil.

El sábado 8 de noviembre, Palmeiras venció por la mínima diferencia al Vasco Da Gama por el campeonato brasileño. Tras el encuentro se supo que Luan Vieria, delantero del equipo albiverde, dio positivo. A partir de ese caso, el conjunto paulista confirmó 17 infecciones hasta esta semana, incluida la de Viña.

El defensa uruguayo fue sometido a varios tests. No dio positivo sino hasta el sábado 14 a las 7 de la mañana, cuando llegó desde Barranquilla. Para entonces, había pasado siete horas y media en un avión, donde viajaban los 43 miembros de la selección. 

Al lunes siguiente, se hicieron nuevos hisopados a las 43 personas y se conocieron tres casos más. En los días posteriores, la cifra aumentó a 10 jugadores, entre ellos el capitán Diego Godín, Suárez, el mediocampista Lucas Torreira (ambos del Atlético de Madrid) y seis integrantes del cuerpo técnico, incluido el médico Jorge Pan.

Durante las últimas semanas, Uruguay ha acumulado un récord de infecciones por el coronavirus. Desde los primeros casos detectados en el país en marzo nunca se habían registrado tantas infecciones diarias como en estas últimas dos semanas.

Uruguay, con una población de 3,5 millones, tiene un estatus sanitario privilegiado aún: 4.700 personas han sido sido afectadas por la enfermedad desde mediados de marzo y actualmente hay 949 casos activos detectados. Son cifras comparativamente bajas con respecto a otros vecinos de Latinoamérica.

Las autoridades sanitarias entienden que hay un “relajamiento” de los uruguayos respecto al virus y aprovecharon el brote en la selección para volver a recordar la importancia de seguir con las medidas individuales de contención de la enfermedad.

Los jugadores infectados y el cuerpo técnico han presentado si acaso síntomas leves, sin ningún tipo de complicaciones. El jueves por la noche, Godín sintió como si estuviera incubando una gripe, pero ya el viernes se sentía mucho mejor sin percibir síntomas, según señaló a la televisora local Teledoce. 

Pero la situación disgustó al presidente del Atlético de Madrid, Enrique Cerezo, quien aseguró que los responsables de la Celeste “no han tenido control sobre la pandemia”.

El brote ilustró las dificultades para dar seguimiento a la situación de futbolistas que viajan juntos en medio de la crisis mundial de salud. Durante el partido con Brasil, Godín fue negativo pero dos días después dio positivo.

Pero también quedó claro lo difícil que es guardar el distanciamiento social en medio de las emociones que suscita una eliminatoria sudamericana.

Después de la victoria sobre Colombia, jugadores de la selección y prensa especializada publicaron fotografías donde algunos futbolistas aparecen muy cerca uno del otro, fundiéndose en abrazos. Después de todo, Uruguay nunca había ganado en Barranquilla.

Esas y otras postales de los días siguientes se viralizaron en las redes sociales y causaron el enojo del ministro de Salud Pública de Uruguay, Daniel Salinas.

El viernes las autoridades sanitarias se reunieron con la AUF tras abrir una investigación para determinar si se habían violado los protocolos sanitarios. 

Desde España, donde cumple su cuarentena, Suárez dio una entrevista al Canal 10 de la televisión uruguaya y expresó pesar por las críticas.

“No estábamos juntos como en la foto que fue un segundo”, remarcó el delantero que se perdió el partido contra Brasil y el de su club contra el Barcelona el sábado por La Liga española. 

Godín afirmó que se respetaron los protocolos tanto en Uruguay como en Barranquilla. El capitán uruguayo calificó al ministro como “un poco subjetivo”.

“No me parece justo que a raíz de una foto se digan cosas que no son verdad”, comentó Godín el viernes. “Nos contagiamos todos y el virus estaba circulando desde que estábamos en Colombia y no lo sabíamos porque estábamos negativos”.

Visiblemente ofuscado por las acusaciones del ministro, el presidente de la AUF Ignacio Alonso sentenció: Hubo “descuidos, pero negligencia o desidia no”. 

En la reunión con el Ministerio de Salud Pública, se revisaron fotografías de los jugadores, pero antes de que la AUF pudiera hacer sus descargos, el ministro Salinas anunció por Twitter una multa mayor a los 15.000 dólares por incumplimiento de los protocolos sanitarios dentro del Complejo Uruguay Celeste, cuartel general del combinado.

Ahora la AUF elabora su respuesta. Un integrante de la selección afirmó que en ésta hay malestar porque en la carpeta de investigación se mostraron fotos de prensa descontextualizadas y no se tuvo en cuenta que el plantel tuvo los recaudos indicados.

La persona, que habló con The Associated Press a condición de permanecer anónima, reconoció en cambio que hubo situaciones de mayor exposición, imposibles de controlar, como compartir espacios cerrados durante varios días, viajar en largos vuelos, emprender varios traslados en ómnibus e incluso usar los estrechos camerinos del estadio del Junior de Barranquilla.

El martes se volverán a hisopar los 43 integrantes de la selección, tras el período recomendado de una semana desde el primer caso. En marzo se jugará la próxima fecha de las eliminatorias. Uruguay enfrentará a Argentina y Bolivia.

“La enseñanza es clara. Si nos contagiamos nosotros, que supuestamente estábamos en una burbuja donde cada 48 horas nos hacían test que daban negativo, nadie es inmune”, sostuvo Suárez. “Eso tiene que servir de lección para la sociedad. Nadie es inmune y nosotros un poco bajamos la guardia”.





Copa América 2020 se jugará en Brasil tras las bajas de Argentina y Colombia

Compartir en:

Milenio,  Ciudad de México, Mexico, 

La Conmebol informó en sus redes sociales que la Copa América 2020 se realizará en Brasil, luego de que el domingo Argentina se bajara como país organizador de esta competición; asimismo el organismo sudamericano mencionó que en el transcurso del día anunciarán las sedes y calendario. "¡La Conmebol @CopaAmerica 2021 se jugará en Brasil! Las fechas de inicio y finalización del torneo están confirmadas. Las sedes y el fixture serán informados por la Conmebol en las próximas horas. ¡El torneo de selecciones más antiguo del mundo hará vibrar a todo el continente!", escribió el organismo sudamericano en Twitter. 

El gobierno argentino informó que debido a la pandemia del coronavirus fue que decidió hacerse a un lado como sede de la Copa América, esto se da a días de que Colombia pidiera un nuevo aplazamiento del torno, petición que fue rechazada por Conmebol, motivo por el cual el país fue retirado como organizador. 

Brasil fue la sede de la última Copa América, en 2019. 

El domingo, la Conmebol decidió que la Copa América no se juegue en Argentina, debido a la intensa ola de contagios del covid-19 por la cual el gobierno exigió el cumplimiento de un muy estricto protocolo sanitario. Hace 10 días había decidido también cancelar la sede de Colombia a causa de un estallido social con saldo de decenas de muertos. Era la primera vez que el más antiguo torneo de selecciones del mundo se iba a realizar en dos países en simultáneo. 

El jefe de gabinete del gobierno argentino, Santiago Cafiero, explicó este lunes que "con tantos casos nosotros no podíamos llevar adelante una organización de estas características". "Argentina tenía un compromiso y tratamos en todo momento de sostenerlo pero la realidad epidemiológica lo impidió", afirmó Cafiero en rueda de prensa El país sudamericano registra casi 3,8 millones de infecciones con más de 77 mil fallecimientos, y en las últimas semanas ha anotado entre unos 21 mil y 40 mil casos diarios, un cuadro sanitario que el gobierno considera el peor desde que se inició la pandemia. El promedio de muertes alcanza a casi 500 por día. 

"Se trabajó con las autoridades de la Conmebol en distintas posibilidades y escenarios. Pero todo estaba sujeto siempre a algo que excede a la organización del torneo y que tiene que ver con el aumento de casos, con cómo sigue golpeando la segunda ola de contagios", dijo Cafiero. 




Liga MX quiere volver a la Libertadores por ambición económica, dicen

Compartir en:

El Universal,  Ciudad de México, Mexico, 

Según el argentino Gonzalo Belloso, quien fuera refuerzo de Cruz Azul en la Copa Libertadores del 2001 y ahora es secretario Adjunto de Futbol de la Conmebol, a los equipos de la Liga MX, se les despertó la codicia, y quieren volver al torneo por los grandes premios económicos que da la Conmebol.

"Este año habrá 229 millones de dólares a repartir entre la Copa Sudamericana y la Copa Libertadores. Habrá más partidos, más premios a repartir y en Libertadores habrá algo más en la final. Hasta hoy, al ganador de la Copa Libertadores se le darán 15 millones, pero la idea es que pueda subirse más", dijo el exdelantero en declaraciones a Radio La Red.

Al preguntarle por la vuelta de los equipos mexicanos al torneo, comentó: "Nosotros tenemos buena relación con ellos, pero se fueron porque sí", dijo.

Pero afirmó que: "Cuando vieron la cantidad de premios y el nivel de competencia evaluaron volver".

Lo único cierto es que en estos momentos: "No tenemos nada programado, pero están invitados cuando quieran volver".

Los equipos mexicanos no juegan la Copa Libertadores desde el 2017, debido al cambio de fechas que impuso la Conmebol, y que no cuadraban con el calendario mexicano.



Conmebol confirma próximos partidos de eliminatoria a finales de marzo

Compartir en:

Paraguay, Asuncion, 

La Conmebol dijo el viernes que las próximas dos fechas de la eliminatoria sudamericana para el Mundial 2022 se jugarán entre el 25 y 30 de marzo, a pesar del reclamo de algunos entrenadores que pidieron aplazarlas en medio de la emergencia sanitaria por el coronavirus.

El organismo rector del fútbol sudamericano informó que la quinta fecha del torneo arrancará el jueves 25 de marzo con los encuentros entre Bolivia-Perú, Venezuela-Ecuador y Chile-Paraguay, y se completará al día siguiente con los duelos entre Colombia-Brasil y Argentina-Uruguay.

La sexta fecha se jugará entera el martes 30 de marzo con los partidos entre Ecuador-Chile, Uruguay-Bolivia, Paraguay-Colombia, Perú-Venezuela y Brasil-Argentina.

El organismo siguió adelante con los planes pese al pedido de algunos directores técnicos de postergar el reinicio de la competencia, que comenzó en octubre y tuvo una pausa en los meses de verano.

El entrenador de Perú, Ricardo Gareca, dijo a comienzos de febrero que su selección no jugará en igualdad de condiciones por los retrasos en los entrenamientos debido a las restricciones dispuestas en el país para frenar el avance del COVID-19.

Poco después, el estratega de Colombia, Reinaldo Rueda, declaró que la Conmebol debía analizar un aplazamiento.

Tras la disputa de las primeras cuatro fechas, Brasil lidera la tabla de posiciones del torneo, seguido por Argentina, Ecuador, Paraguay y Uruguay. Los cuatro primeros clasifican en forma directa al Mundial de Qatar y el quinto debe disputar un repechaje con una selección de otra zona.

La Conmebol dijo que más adelante proporcionaría información sobre los protocolos sanitarios y de seguridad previstos para los partidos, en conjunto con la FIFA.



Argentina se muda para recibir a Uruguay en eliminatorias

Compartir en:

AP,  Argentina, Buenos Aires, 

Argentina estrenará estadio para recibir a Uruguay cuando se reanuden en marzo las eliminatorias para la Copa del Mundo Qatar 2022.

La Confederación Sudamericana de Fútbol (CONMEBOL) confirmó el viernes que el llamado “clásico del Río de La Plata” —por el curso fluvial que comparten ambas naciones— se jugará el 26 de marzo en el estadio Único “Madre de Ciudades” en la provincia de Santiago del Estero, ubicada a unos 1.000 kilómetros (621,4 millas) al norte de la capital argentina.

En la actual edición de las eliminatorias, la Albiceleste había jugado de local en el estadio La Bombonera de Buenos Aires.

Será la primera vez que Argentina dispute un partido oficial en la cancha de Santiago del Estero, que fue inaugurada en mayo de 2020. El mismo escenario será sede de la Copa América de este año, organizada junto con Colombia.

La quinta jornada de las eliminatorias comenzará el 25 de marzo con el choque Bolivia-Perú en La Paz. El mismo día Venezuela recibirá a Ecuador en Caracas, mientras que Chile —ahora bajo el mando del técnico uruguayo Martín Lasarte— será anfitrión de Paraguay en Santiago, según el calendario anunciado por la CONMEBOL.

En Barranquilla, Colombia pondrá en marcha el ciclo de Reinaldo Rueda contra Brasil el 26 de marzo.

La sexta fecha se jugará completa el lunes 30 de marzo, con un duelo que atraerá todos los reflectores: Brasil contra Argentina, en Recife.

En Quito, Ecuador se medirá con Chile; Uruguay enfrentará a Bolivia en Montevideo; Paraguay y Colombia chocarán en Asunción; y Perú recibirá a Venezuela en Lima.

Brasil lidera la eliminatoria con 12 puntos tras ganar sus cuatro partidos; es escoltado por Argentina con 10. Siguen Ecuador (9); Paraguay y Uruguay (6); Chile y Colombia (4); Venezuela (3); Perú y Bolivia (1).



Peñarol homenajea al ‘Maestro’ Tabárez, el técnico de la quinta Libertadores

Compartir en:

EFE,  Uruguay, Montevideo, Montevideo, 

El Peñarol homenajeó este jueves al entrenador de la selección uruguaya, Óscar Washington Tabárez, quien en 1987 guió al conjunto carbonero a la conquista de su quinta Copa Libertadores en una recordada final frente al América de Cali colombiano.

El director técnico, de 73 años, se hizo presente en el estadio Campeón del Siglo acompañado de sus hijos donde fue descubierta una placa y además recibió una camiseta de Peñarol con el número 87.

En la placa se aprecia el nombre del seleccionador uruguayo acompañado por una imagen suya levantando la Copa Libertadores.

La entrega del reconocimiento estuvo a cargo del presidente de Peñarol, Ignacio Ruglio, el director deportivo, Pablo Bengoechea, y el encargado de relaciones institucionales, Walter ‘Indio’ Olivera.

Retirado como futbolista profesional en 1978, Tabárez comenzó en 1980 su carrera como entrenador en las divisiones menores del club Bella Vista.

Luego de pasar por la categoría sub’20 de Uruguay y la primera del Danubio y el Montevideo Wanderers, ‘el Maestro’ arribó al Peñarol en 1987, único año en que entrenó a los carboneros.

Durante esa temporada, el equipo uruguayo conquistó la Copa Libertadores luego de dejar atrás en la primera fase al Progreso, al Alianza Lima y al San Agustín, estos dos últimos de Perú, y en la segunda a los argentinos River Plate e Independiente.

En la primera final, disputada el 21 de octubre en el estadio Pascual Guerrero, el visitante cayó por 2-0 por los tantos de los paraguayos Juan Manuel Battaglia y Roberto Cabañas.

En el partido de vuelta, jugado en el estadio Centenario de Montevideo, el Peñarol remontó un nuevo gol de Cabañas y se impuso por con anotaciones de Diego Aguirre y Jorge Villar.

El 31 de octubre en el estadio Nacional de Santiago de Chile, el carbonero ganó por 1-0 con un agónico tanto de Diego Aguirre a los 120 minutos.

De esa forma, sumó una nueva Libertadores a su historia teniendo en cuenta las ganadas en 1960, 1961, 1966 y 1982.



Apuestas Deportivas en Linea Betway